Tiempo de lectura: 1 minuto

Las alubias, frijoles blancos, tienen un sabor y una consistencia distintas de todos los demás fríjoles.  Su cáscara es blanda y suele soltarse, por lo que tendrás que usar un truco especial para evitarlo.  Por lo demás, se preparan casi como cualquier otra legumbre…y saben delicioso.

Ingredientes:

  • 1 libra de alubias secas
  • 1/2 cebolla cabezona blanca
  • 1 trozo de pimentón rojo o verde
  • 1 zanahoria
  • 1 puerro pequeño
  • 2 dientes de ajo
  • 2 hojas de laurel
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Paprika
  • Sal marina

Preparación:

Remoja las alubias secas desde el día anterior y ponlos a hervir un par de veces, con las hojas de laurel, los dientes de ajo, los trozos de cebolla y pimentón verde o rojo (o ambos), la zanahoria cortada en trocitos pequeños y el puerro pequeño en rodajas.  Agrega agua fría para romperles el hervor (es decir, “asustarlos” con agua fría para que no se les despegue la cáscara). 

Cierra la olla a presión y déjalos “pitar” a alta presión unos 20 minutos. 

Aparte, fríe en el aceite de oliva algo de cebolla picada, paprika o pimentón dulce en polvo, ajo y sal.  Agrega esta “compostura” a la olla cuando abra y deja cocinar unos minutos más. 

Director Médico de Vitapp.

Médico de la Universidad del Rosario de Bogotá. Dedicó 9 años de su vida a la investigación en el área de la Inmunogenética y la Biología Molecular, en Harvard.

Te puede interesar:  Conejo en piezas

Deja un comentario

Su correo electrónico no será publicado.

También te puede interesar

Leer más