Tiempo de lectura: 1 minuto

Nadie quiere ser un esclavo de la cocina y todos querríamos encontrar atajos para conseguir una buena comida casera con la mínima cantidad de estrés.

Aquí están siete atajos para abreviar tu tiempo en la cocina:

  1. Desempolva la olla eléctrica y pónla a trabajar.  Este aparato puede ahorrar un montón de tiempo a la hora de preparar la cena.  Pon todos los ingredientes en la olla interior de barro desde la noche anterior y refrigérala.  Entonces, todo lo que tienes que hacer en la mañana es volverlo a poner en la olla y enchufarlo.
  1. Adoba la carne antes de congelarla. ¿Cuántas veces fuiste a hacer una receta y te diste cuenta que debiste poner a marinar la carne horas antes?  Antes de congelar tu pollo, carne de res o de cerdo, adóbalos.  De esta manera, estarán más sabrosos mientras se descongelan y te habrás ahorrado un paso.  Ah, la nueva manera de descongelar es en un fregadero lleno de agua caliente.
  1. Cocina más de lo necesario.  Si estás cocinando una comida para dos, también podrías cocinar para cuatro. ¿Cocinas para cuatro? ¿Por qué no cocinar para ocho? De esa manera, consigues una doble cena.
  1. Utiliza papel de pergamino para cubrir tus cacerolas antes de hornear o asar algo en el horno; así ahorrarás en la limpieza.  Este papel de horno seguro recortará tu tiempo de lavado a la mitad.
  1. Pica las verduras de antemano.  Lava y corta el brócoli y la coliflor al traerlos a casa.  Lo mismo vale para la fabricación de tiras de pimiento, rebanadas de champiñones y para pelar las coles de Bruselas.  Haz el trabajo una sola vez (o mejor aún, pon a los niños a trabajar).  Coloca todas esas verduras en bolsas de cremallera y tendrás verduras listas para una merienda o para prepararlas.  Mantén palitos de zanahoria y apio en un tazón de agua en la nevera (los mantiene frescos) y deja que los niños se preparen solos su merienda.
  1. Preparar una gran ensalada cruda es mucho más rápido que cualquier otro plato que puedas imaginar!  Y si tienes un poco de proteína sobrante, ya tienes lista una cena rápida. (1)
  1. Planifica con anticipación.  Esto sin duda será el principal atajo a la hora de preparar la cena.  Planifica las comidas de la semana. (2)(3)
Te puede interesar:  Dieta para combatir la Hipertensión

Adaptado del blog Saving Dinner de Leanne Ely

Director Médico de Vitapp.

Médico de la Universidad del Rosario de Bogotá. Dedicó 9 años de su vida a la investigación en el área de la Inmunogenética y la Biología Molecular, en Harvard.

Deja un comentario

Su correo electrónico no será publicado.

También te puede interesar

Leer más